Se trata de un impuesto cedido a las Comunidades Autónomas, las cuales tienen reconocida cierta capacidad normativa. Durante los últimos años se está produciendo una reducción relevante de este impuesto en determinadas Comunidades Autónomas, lo que origina diferencias entre las mismas.